Noticias 2018

En la terminal Simón Bolívar del MIO se conservará el 69% de los árboles de la zona

Boletín 87 - 30 de Julio de 2018

Con una inversión de $52.142 millones este lunes comenzó la etapa de construcción de la terminal Simón Bolívar del MIO que se encuentra localizada sobre el separador central de la Autopista Simón Bolívar entre las carreras 61 y 69 en el sur de Cali. Esta importante obra también contempla la conexión vial y las demás obras complementarias del sistema de transporte masivo, así como la integración con el tranvía o tren ligero que tendrá la ciudad en un futuro próximo.

Este proyecto, a cargo del Consorcio Metrovial S.B., cuenta con todos los permisos y parámetros de protección del medio ambiente otorgados por la Corporación Autónoma Regional del Valle, CVC a Metro Cali.

En la más reciente autorización, con fecha 17 de julio, la CVC impuso a Metro Cali la obligación manejar técnicamente los 527 árboles ubicados en los separadores central y laterales de la autopista Simón Bolívar. Dentro del permiso otorgado 220 (41%) individuos se conservarán donde se encuentra sembrados, 145 (28%) serán trasladados a zonas verdes cercanas a la obra y los 162 (31%) restantes deberán ser erradicados.

Esto significa que 365 árboles, es decir el 69% del conjunto arbóreo de la zona donde se construye la Terminal, serán conservados y cuidados por Metro Cali, cuyo compromiso con los individuos trasladados o sembrados en compensación, incluye el mantenimiento por tres años más después de que termine la obra, cumpliendo lo estipulado en el permiso de la CVC.

Precisamente, tratándose de la compensación arbórea por los individuos a erradicar, Metro Cali adquirió el compromiso de siembra de nuevos árboles en un total de 19 hectáreas en el área urbana o rural del municipio de Cali.

El director de Infraestructura de Metro Cali, Jaime Quesada Colonia, indicó que los trabajos comenzados esta semana, además del aprovechamiento forestal, contemplan movimientos de redes de energía de media tensión y de la red Sico (red de fibra óptica para comunicación y manejo de datos del sistema masivo).

“Esta terminal va a beneficiar un promedio diario de 35.000 usuarios, permitiéndoles conectarse de forma más directa con los servicios del MIO. También favorecerá la integración entre algunos de los servicios pretroncales y alimentadores del sur oriente de la ciudad. La terminal Simón Bolívar operará como lo están haciendo las terminales intermedias Calipso en la Autopista Oriental y Cañaveralejo en la Calle Quinta”, señaló Nicolás Orejuela Botero, presidente de Metro Cali.

El proyecto de la terminal Simón Bolívar consta de dos componentes: la infraestructura de la edificación de la terminal, y la infraestructura vial y de espacio público aledaña. Su construcción tiene una duración de 19 meses.

Infraestructura de la Terminal

La obra tiene una longitud aproximada de 550 metros, de los cuales 350 corresponden a la infraestructura de la terminal y los 200 metros restantes a las obras de conexión vial.

La construcción se desarrolla en el separador central de la vía e incluirá tres plataformas de abordaje para los diferentes servicios del masivo, así mismo la terminal contará con un edificio administrativo y de atención al público, zona de bienestar para operadores del MIO y un cicloparqueadero con capacidad para 147 bicicletas.

A esta infraestructura se accederá a través de dos puentes peatonales, uno existente sobre la Carrera 68 A, el cual será complementado con una rampa central para dar acceso a la terminal, y el segundo está proyectado sobre el costado norte de la terminal a la altura de la Carrera 65 C.

Infraestructura vial

La obra tendrá un nuevo puente vehicular sobre la calzada principal occidental de la Avenida Simón Bolívar, que permitirá de forma eficiente el ingreso y salida de los buses del MIO a la terminal, a través de la Carrera 66. Asimismo, se prolongará la calzada de servicio occidental garantizando la continuidad vial entre las carreras 56 y 70 para este corredor.  A su vez, tendrá un túnel de acceso a las plataformas y un puente peatonal de acceso a la terminal.  Estas son algunas de las obras que hacen parte de este proyecto y que se ejecutarán para facilitar el acceso de los usuarios y la movilidad del tráfico mixto en la zona. El proyecto contempla también la adecuación del espacio público, ciclorruta y amoblamiento urbano.

Componente ambiental

En este aspecto es importante mencionar que Metro Cali cuenta con los permisos ambientales requeridos para la obra, donde se aprueba la intervención para aprovechamiento, traslado y conservación de 527 árboles.

Entre las razones que explican por qué 162 especímenes arbóreos deben ser erradicados y no reubicados, se encuentran las dificultades de traslado por su estado físico y sanitario; una buena parte de ellos presenta problemas severos por infecciones con hongos. Varios árboles de la especie Ficus benjamina, que se encuentran en el área donde se construirá la terminal Simón Bolívar, tienen el cuello de las raíces podridas debido al ataque de hongos y bacterias, generando daños estructurales que los pone en riesgo de un posterior volcamiento.

En la zona también hay presencia de árboles que representan riesgo de caerse sobre la vía por daños mecánicos, con su sistema radical superficial (raíces expuestas) o porque debido al gran tamaño, generan problemas logísticos y técnicos para su traslado. Otros por su avanzada edad será necesario erradicar y someter la zona a una renovación paisajística, aprovechando el desarrollo del proyecto.

En el caso de las especies arbóreas que se trasladarán, la interventoría, a cargo de 3B Proyectos SAS, se encargará de que el contratista haga el respectivo mantenimiento con ingenieros ambientales y forestales que brindarán los cuidados idóneos a estas especies que deben ser reubicadas para lograr que se adapten con éxito a su nuevo lugar.

Síganos en nuestras redes sociales: